Cerramos el año temático con un evento para reivindicar los derechos de las #MujeresLTB

Se podrá seguir a través de https://felgtb.org/  entre las 10.00 y las 18.00 horas del sábado 12 de diciembre

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans y Bisexuales (FELGTB) celebrará este sábado, 12 de diciembre, un evento para reivindicar los derechos de las mujeres lesbianas, trans y bisexuales, víctimas de múltiples discriminaciones debido al machismo y la LGTBIfobia. Con este acto en formato online que se podrá seguir a través de https://felgtb.org/ entre las 10.00 y las 18.00 horas, FELGTB cerrará su año temático “2020, Mujeres LTB: Sororidad y Feminismo”.

Según la coordinadora de la Comisión del Año Temático Mujeres LTB, Maribel Povedano, FELGTB, con la colaboración de su entidad Extremadura Entiende, ha organizado este encuentro para que las mujeres LTB “sigamos ocupando espacios públicos y visibilicemos tanto nuestras realidades, como las interseccionalidades que nos atraviesan: la orientación sexual, la identidad, la raza, la etnia o la edad, entre otras.”.

Este año ha estado marcado por la crisis generada por la Covid-19 y en las crisis, las personas más vulnerables son las más afectadas. Por eso, en FELGTB seguimos denunciando las vulnerabilidades que sufrimos las mujeres LTB”, ha asegurado.

Y es que tal y como ha explicado la coordinadora, durante este año, las mujeres LTB han tenido que sumar a la angustia vivida durante meses, la ocultación de su orientación sexual y/o su identidad de género en su ámbito laboral o en hogares que han compartido, sin salir, con familias LGTBIfóbicas y han sido, en ocasiones, víctimas de violencia intragénero. 

Además, ha recordado que los hogares formados por parejas de mujeres están doblemente afectados por los techos de cristal y la brecha salarial, y que las mujeres trans sufren una discriminación laboral tan elevada que se ven abocadas, en muchas ocasiones, a subsistir a través de actividades no reguladas que no han podido seguir ejerciendo durante la época más dura de la pandemia, lo que ha generado situaciones verdaderamente drámaticas.

Continuamos reivindicando en este año de feminismo, sororidad y solidaridad porque se ha vuelto más necesario que nunca. Por eso, con este acto queremos evidenciar que las mujeres LTB seguimos unidas, diversas, diferentes, pero nunca solas. Defendemos que no hay una única forma de ser mujer y entendemos la diversidad como un valor positivo que nos ayuda a desmontar la misoginia y luchar contra el machismo y el patriarcado”, ha defendido Povedano.

Así, ha asegurado que “queremos cerrar este año tan diferente al resto creando un espacio para dar voz a mujeres de todo tipo y condición, pero con un mensaje común: que la diversidad nos enriquece y los derechos humanos de las mujeres, de todas, no se negocian, se defienden”.

El evento contará con diversas mesas de debate en las que participarán tanto activistas, como mujeres LTB referentes en distintos ámbitos. Será inaugurado por la consejera de Igualdad y Portavocía de la Junta de Extremadura, Isabel Gil Rosiña, y las presidentas de Extremadura Entiende y FELGTB, Pilar Milanés y Uge Sangil, respectivamente. Además, será clausurado por la directora del Instituto de la Mujer, Beatriz Gimeno; la coordinadora de la Comisión del Año Temático Mujeres LTB, Maribel Povedano y la presidenta de FELGTB, Uge Sangil.

En el encuentro, también intervendrán Gracia Trujillo Barbadillo, socióloga e historiadora de la Universidad Complutense de Madrid; Judith Juanhuix, presidenta de Generem; Pamela Palenciano, actriz y comunicadora; Elisa Coll Blanco, escritora; Irantzu Varela, periodista y militante feminista, y Roberta Marrero, artista contemporánea, cantante y actriz, entre otras.

Para acceder al programa completo pincha aquí

Comunicado de las entidades aragonesas que trabajamos el VIH en este 1 de diciembre

El próximo mes de junio se cumplirán cuarenta años desde la declaración de los primeros casos de sida en el mundo.   Durante estas casi cuatro décadas se estima que 75,7 millones  de personas contrajeron la infección por el VIH y 32,7 millones de personas fallecieron a causa de enfermedades relacionadas con el sida.

En estos momentos la humanidad está sufriendo las consecuencias sanitarias, sociales y económicas de una nueva pandemia y, de nuevo, estamos viendo como las consecuencias de esta crisis se intensifican en las poblaciones socialmente más vulnerables.

Desde las entidades del tercer sector estamos siendo testigos de los efectos devastadores que la actual situación de crisis está teniendo en las poblaciones a las que atendemos, especialmente aquellas cuyos ingresos provenían de la economía sumergida o informal. Los periodos de confinamiento y, en muchos casos, la imposibilidad de acceso a cualquier tipo de ayuda pública está suponiendo que las personas migrantes, las personas trabajadoras del sexo, las mujeres trans, las personas usuarias de drogas, las personas sin techo, y, de forma transversal, todas las mujeres, entre otros colectivos, vean comprometido su acceso a recursos básicos como la alimentación y la vivienda.

Esta situación está afectando a la atención sanitaria de las personas con el VIH y, en general, a los recursos para atender la salud sexual de la población. Durante los periodos de confinamiento, y también en la actualidad, hay diversos factores, como la dificultad de acceso a la atención primaria o la dedicación de las personas especialistas en enfermedades infecciosas a atender a pacientes de COVID-19, que están limitando el acceso a la prevención y el diagnóstico del VIH y otras ITS, a la vez que merman la capacidad de atención sanitaria a las personas con el VIH. Sin duda alguna, esto supone que haya unas inaceptables tasas de diagnóstico tardío cronificadas en nuestra comunidad, como el el informe de 2019 así ya lo demuestra y puede tener un efecto negativo en el aumento de morbilidad en las personas con el VIH. Además, el impacto del COVID-19 ha supuesto, en muchos lugares de nuestra geografía, la paralización de la puesta en marcha o la dispensación de estrategias preventivas recientemente aprobadas como la Profilaxis Pre-exposición y de esta manera evitar el crecimiento del 15% en los nuevos diagnósticos que se han dado en 2019.

También queremos seguir insistiendo en la persistencia del estigma y la discriminación asociada al VIH/Sida en nuestra sociedad. Así, desde  el comienzo de la pandemia del VIH, demasiadas personas con esta patología han  estado y  siguen estando en una situación de auto-confinamiento social y viviendo su realidad desde el aislamiento, la soledad y la ocultación. 

Por desgracia en los últimos tiempos estamos observando el retorno de viejos discursos reaccionarios que atentan contra los derechos que tanto costó alcanzar. Vivimos con preocupación el auge de ideologías machistas, homofobas, transfóbobas y xenófobas, ante las que decimos desde la sociedad civil que no vamos a permitir ni un paso atrás .

Somos conscientes de que la pandemia de la COVID-19 está suponiendo un desafío inédito para los gobiernos de todo el mundo y la sociedad global, y desde las entidades del tercer sector estamos redoblando nuestros esfuerzos para, en la medida de nuestras posibilidades, seguir atendiendo a las personas vulnerables. Sin embargo, pedimos que la respuesta a la actual epidemia no suponga un retroceso en los logros obtenidos. Estamos convencidos de que, en unos meses, la ciencia encontrará una solución en forma de tratamiento o vacuna para frenar la COVID-19 y que volveremos a nuestras vidas y que en ellas el VIH seguirá presente.

Por todo ello, en la conmemoración del Día internacional del sida, desde las entidades que trabajamos el VIH queremos decir:

No podemos permitir que esta crisis se cebe de nuevo en las personas más vulnerables y que ninguna persona se quede atrás. Para ello es imprescindible articular mecanismos de protección social que garanticen el acceso a recursos básicos para estas poblaciones

Es necesario garantizar el acceso al diagnóstico del VIH y otras ITS a todas las personas que lo necesiten. En Aragón las cifras de diagnóstico tardío siguen siendo inaceptablemente elevadas. Por ello, el diagnóstico precoz y el inicio temprano del tratamiento son las mejores herramientas para preservar la salud de las personas y prevenir la transmisión puesto que Indetectable es igual a Intransmisible.

Se debe asegurar el acceso a la profilaxis preexposición al VIH (PrEP) a todas las personas que la necesiten en todo el territorio aragonés. Es inaceptable que Aragón sea de las pocas CCAA en las que todavía no se dispensa y existe una alta demanda sobre todo, de los grupos ventana más vulnerables

Manifestamos la necesidad de políticas de prevención especificas a poblaciones vulnerables y una recogida exhaustiva y clara por parte de las instituciones de la recogida de datos de nuevas transmisiones.  Queda palpable el aumento de nuevos diagnósticos dentro de la población LGTB+

Las entidades del Tercer Sector y las personas voluntarias somos imprescindibles para articular la respuesta al VIH y el apoyo a las poblaciones vulnerables por lo que se debe garantizar su sostenibilidad.

Es necesario un liderazgo político y compromiso económico que garantice la existencia y la sostenibilidad de la respuesta a la infección por VIH. 

Es fundamental fortalecer el Estado del Bienestar. La sanidad, la educación, los servicios sociales y los servicios residenciales para las personas mayores deben estar garantizados para todos y todas. Se está viendo claramente durante este año y durante los casi cuarenta años de pandemia de VIH que la mejor garantía de que nadie se quede atrás, de asegurar la equidad y la justicia social, es a través de unos servicios públicos de calidad

Por todo esto necesitamos la implicación de todas y todos para que no se produzca un retroceso en la respuesta local, nacional e internacional frente al VIH y el  sida.

FELGTB alerta de que hay diagnósticos por VIH que se están atendiendo tarde debido a la pandemia de la Covid-19

No existen datos, ni registros oficiales, pero la Federación asegura que a varias de sus 54 entidades les han llegado casos de personas que no han sido atendidas correctamente por el colapso del sistema sanitario

Con motivo del Día Mundial de la Lucha contra el VIH/Sida, que se conmemora cada año el 1 de diciembre, la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans y Bisexuales (FELGTB) alerta de que hay diagnósticos por VIH que se están atendiendo tarde debido a la pandemia generada por la Covid-19. En este sentido, el coordinador de VIH de FELGTB, Juan Diego Ramos, explica que, aunque no disponemos de datos, ni registros oficiales, varias de las 54 entidades de Federación han recibido casos de personas que no han sido atendidas correctamente por el colapso del sistema sanitario.

“Tenemos casos en los que han tardado hasta cinco meses en ver a una persona recién diagnosticada. Existen retrasos en las citas y falta de seguimiento. Sin embargo, la detección precoz del diagnóstico y una correcta atención son fundamentales para que la persona pueda cuidar de su salud, más aún en tiempos de Covid”, explica Ramos.

Asimismo, denuncia que muchos servicios de detección precoz han cerrado durante la pandemia, lo que incrementa el número de diagnósticos tardíos y, por tanto, los problemas de salud de las personas con diagnóstico reciente. 

En este sentido, asegura que la telemedicina puede ser un avance, pero que “no se puede reducir a una simple llamada de teléfono”. “Las entidades LGTBI ya trabajamos desde hace tiempo en la atención virtual a través de proyectos como Positivos en red desde el que ofrecemos teleasistencia a través de grupos de apoyo emocional online y creemos que los profesionales sanitarios podrían utilizar herramientas similares”, explica. 

Las personas que deseen ser atendidas sin acudir al hospital tienen que tener un espacio en el que poder compartir sus preocupaciones con respecto a la infección y esto solo será posible a través de videollamadas en las que el personal sanitario pueda ver a la persona y percibir el lenguaje no verbal”, demanda. 

Además, recuerda que la medicación debe poder facilitar la vida de las personas con VIH y “no suponer un mayor problema”. “En este sentido, reivindicamos que algunas iniciativas como el envío de medicación a domicilio para evitar ir al hospital y la entrega de medicación para varios meses sean universales en todo el territorio español. Muchas personas con VIH tienen las defensas comprometidas y no pueden estar exponiéndose a contagiarse de Covid”, asegura. Sin embargo, tal y como explica, la adherencia al tratamiento “es fundamental y únicamente de esta manera se llegará al objetivo de indetectable=intransmisible”.

Asimismo, el coordinador de VIH de FELGTB demanda la implantación de la PrEP en todo el territorio nacional “ya que aún existen comunidades autónomas que siguen sin implementarla un año después de haber sido aprobada a nivel nacional o que han paralizado su administración”. “Nadie entendería que debido a la Covid a una persona diabética se le corta el acceso a la insulina y sin embargo es lo que está sucediendo con la Prep”, explica. Igualmente, recuerda la necesidad de crear una especialidad de unidades de control de VIH dentro del ámbito de la medicina. 

Mujeres LTB con VIH

Con motivo del Día Mundial de la Lucha contra el VIH/Sida, FELGTB ha celebrado una rueda de prensa en la que han participado cuatro mujeres con VIH, tres mujeres trans y una mujer bisexual. Durante sus intervenciones, han compartido sus experiencias en relación al trato recibido y al estigma que aún sufren las personas con VIH. 

Así, Eva (nombre ficticio) ha denunciado que ha sido diagnosticada recientemente y que tardó seis meses en poder acceder al tratamiento tras recibir un resultado positivo por VIH gracias a una prueba rápida en una entidad LGTBI. “Tardaron un mes en darme la primera cita con atención primaria y otro mes más en hacerme una analítica”, ha relatado. “Entre unas cosas y otras tardé seis meses en poder tomarme la primera pastilla y durante ese tiempo solo recibí atención psicoemocional gracias a las entidades LGTB”, explica. 

En este sentido, el coordinador de VIH de FELGTB, ha destacado la labor fundamental que las entidades LGTBI están desarrollado en relación a la atención al VIH durante la pandemia de la Covid-19. “La huella psicosocial de esta enfermedad aún es muy grande. Sin embargo, ha habido personas que recibieron su diagnóstico de VIH en marzo y han estado meses solas en su casa, teniendo que asimilar el diagnóstico”, ha declarado.

Y es que, las mujeres han coincidido en que muchas veces no existen discriminación por VIH porque el estigma es tan grande que directamente no hay visibilidad. Así, dos de las mujeres intervinientes, Miryam y Jeni, han explicado que ya sufren mucha discriminación laboral por ser trans y que consideran que compartir su estado serológico solo les dificultaría aún más la vida.  

“Cuando vamos a una entrevista de trabajo no miran nuestro CV, solo nuestro aspecto. Conozco el caso de una compañera que fue despedida cuando empezó su transición porque pensaron que iba a empezar a acostarse con todo el mundo. Ya hay demasiados estereotipos y demasiado estigma como para encima visibilizar que tengo VIH y sufrir discriminación también por eso”, ha relatado Jeni, una de las mujeres trans intervinientes. 

Ana Rosa, por su parte, ha declarado que poco a poco ha ido comunicando el diagnóstico pero que al principio no pudo. “Cuando recibí el diagnóstico me deprimí mucho. Con el tiempo, y gracias a la ayuda de una ONG, he podido ir compartiendo mi estado cada vez con más personas, incluyendo a mi familia y mis amistades. Actualmente soy visible y no me importa decir que tengo VIH pero el proceso me ha costado 20 años”, ha explicado.