SOMOS secundará las movilizaciones en Huesca y Zaragoza convocadas en toda España bajo el lema #Niunpasoatrásenigualdad

Alejandro Sierra, Secretario de Organización de SOMOS: “Los partidos que han pactado con Vox deberían recordar que ni la sociedad, ni sus propios votantes, están de acuerdo con las medidas que plantea esta formación”

20180115 movilizaciÓn #niunpasoatrasenlaigualdadSOMOS secundará mañana, 15 de enero, las movilizaciones convocadas en distintas ciudades españolas bajo el lema #Niunpasoatrásenigualdad #Nuestrosderechosnosenegocian y lo hará con presencia física en las ciudades de Zaragoza y Huesca. 

De la mano de la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans y Bisexuales, FELGTB, denunciamos la proliferación de los discursos de odio en los órganos de gobierno de Andalucía e identificamos claramente un retroceso en el grado de respeto a los derechos y las libertades de las personas que componen nuestra sociedad. Uge Sangil, presidenta de la FELGTB ha declarado que “Abrir debates ampliamente superados como el cuestionamiento de la Ley de Violencia de Género o el matrimonio igualitario, no tiene sentido en pleno siglo XXI”. “Los partidos que gobiernan deberían tener puesta la mirada hacia el futuro, en lugar de ceder ante discursos machistas y LGTBIfóbicos con tal de conseguir el acceso al poder”, añade.

Asimismo, desde SOMOS condenamos tanto las propuestas iniciales presentadas por Vox, que incluían la derogación de las leyes de violencia de género e igualdad LGTBI andaluza, como las concesiones que el Partido Popular y Ciudadanos están teniendo con esta formación política, como la creación de una consejería específica para abordar los asuntos de familia.

En este sentido, Sierra apunta que “no debemos olvidar que quien está planteando estas medidas es un grupo político con una representación minoritaria en el Parlamento, por lo que los partidos que han pactado con él harían bien en recordar que ni la sociedad andaluza, ni sus propios votantes, están a favor de las políticas, ni los mensajes, que lanza esta formación de ultraderecha”. 

Por todos estos motivos, SOMOS y las entidades que conformamos la FELGTB, participaremos mañana en las concentraciones contra el ascenso de la ultraderecha convocadas en las distintas ciudades españolas.


REDER alerta de las consecuencias del pacto de Gobierno en Andalucía sobre la salud de miles de personas

Se teme que quienes enfermen dejen de acudir a los centros sanitarios por miedo a sufrir una detención, lo que puede incrementar la mortalidad

El acuerdo de investidura alcanzado esta semana entre Partido Popular y VOX anticipa un grave retroceso en la universalidad del derecho a la salud en Andalucía. El discurso antiinmigración enarbolado por el partido de ultraderecha ha encontrado hueco entre varios de los puntos referidos a sanidad que integran el pacto acordado con los populares y amenaza con restringir el derecho a la atención sanitaria de miles de personas.

En primer lugar, ambos partidos convienen en apoyar documentalmente a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en materia de control migratorio. Se pretende así abrir la puerta a que desde la Consejería de Salud se pueda compartir con la Policía Nacional la información relativa a las personas en situación irregular registradas como usuarias del servicio andaluz de salud, con el fin de proceder a su expulsión. Esta medida, inviable desde un punto de vista legal por contradecir frontalmente lo establecido en la legislación española en materia de protección de datos, puede tener sin embargo un importante efecto disuasorio a la hora de que las personas en situación irregular acudan a los centros sanitarios en busca de la atención que necesitan. Desincentivar el uso de los servicios sanitarios rompe con el principio de prevención que debe informar el sistema, poniendo en serio riesgo la salud individual y colectiva.

Afortunadamente, tal y como ocurrió en 2012 tras la aprobación del Real Decreto-Ley que instauró la exclusión sanitaria, la respuesta del colectivo médico ha sido ejemplar. Así, el Consejo Andaluz de Colegios de Médicos de Andalucía ha dejado claro que la función del personal sanitario es atender a las personas y nada tiene que ver con el control migratorio, comprometiéndose en consecuencia a no identificar a nadie por su estatus administrativo.

Por otro lado VOX y PP también han acordado, de forma escueta, luchar contra el turismo sanitario. La equiparación entre turismo sanitario e inmigración irregular ha sido uno de los argumentos más recurrentes para justificar la limitación del derecho a la salud de las personas migrantes. Esta confusión, sin duda interesada, es falaz pues se refiere a dos fenómenos radicalmente distintos. Mientras las migrantes son personas jóvenes y sanas que vienen a España con el fin de instalarse e iniciar un proyecto de vida, el perfil de turista sanitario es el de una persona de edad avanzada, con recursos y habitualmente de nacionalidad europea que acude a España atraída por la alta calidad de su sistema sanitario con el fin primordial de ser atendida. La presunción de abuso del sistema por parte de las primeras únicamente obedece a motivaciones xenófobas que estigmatizan a un grupo de población que, tal y como demuestran diversos estudios, realizan un uso de los servicios sanitarios ostensiblemente inferior al que hacen las personas nacionales.

Resulta desolador observar como una de las primeras comunidades en plantar cara a la exclusión sanitaria en 2012, apostando por mantener la integridad y solidaridad de su sistema de salud, puede ahora virar hacia una política regresiva en derechos que ha demostrado ser devastadora en términos humanos y de gestión sanitaria. Las organizaciones de REDER hemos documentado durante años los terribles efectos que estas políticas han tenido sobre miles de personas que viven, trabajan y contribuyen a nuestra sociedad. La desatención de enfermedades graves como cáncer, diabetes, enfermedades cardiovasculares, hipertensión o VIH se ha cobrado vidas por el camino. Algunas aún resuenan con nombre propio como Alpha Pam, otras muchas se han desvanecido en el anonimato. Así nos lo recuerda un estudio de la Universidad Pompeu Fabra que constata un incremento de hasta el 15% en la mortalidad de la población migrante en situación irregular como consecuencia de la exclusión sanitaria.

Asimismo, diversas investigaciones, como la realizada por el Observatorio Vasco de la Inmigración – Ikuspegi en 2015, demuestran que las personas migrantes aportan a la economía del país y al mantenimiento del Estado Social más de lo que reciben a cambio. Conviene recordar una vez más que nuestro sistema sanitario se financia exclusivamente a través de impuestos, de modo que cualquier persona que vive en España contribuye al sostenimiento del mismo a través de los impuestos indirectos que gravan su consumo. Sin embargo, a pesar del evidente efecto positivo que la migración tiene en nuestra sociedad, lejos de apostar por una política migratoria que favorezca y facilite la regularización de estas personas, seguimos asistiendo a intentos de criminalización de las mismas en base a una situación meramente administrativa.

Por todo ello, desde la Red de Denuncia y Resistencia al RDL 16/2012, en la cual participamos, condenamos enérgicamente este acuerdo que busca profundizar la exclusión sanitaria de una parte de la población de Andalucía. Del mismo modo instamos a las autoridades políticas y sanitarias de la comunidad andaluza a respetar el marco legal establecido en el Real Decreto-Ley 7/2018 que reconoce a las personas extranjeras no registradas ni autorizadas el derecho a la protección de la salud y a la atención sanitaria en las mismas condiciones que las personas con nacionalidad española, así como las obligaciones internacionales en materia de derechos humanos recogidas en los acuerdos y tratados de los que España es parte.    

SOMOS y FELGTB se suman a las reivindicaciones feministas y condenan las propuestas de Vox para la formación de gobierno

No cruzaremos los brazos ante el incremento de discursos de odio en los órganos de decisión

SOMOS y la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans y Bisexuales (FELGTB) a la cual pertenecemos como entidad de pleno derecho, se suman a las reivindicaciones feministas contra “el ataque a los derechos humanos” que supone el documento de propuestas presentado por Vox al Partido Popular (PP)  para apoyar la investidura de Juanma Moreno, candidato popular, a la Junta de Andalucía.

La FELGTB asegura que el hecho de que la formación de extrema derecha haya renunciado a la derogación de las leyes de violencia de género y LGTBI para apoyar al gobierno del PP y Ciudadanos no significa que el mero planteamiento de estas cuestiones no suponga “una amenaza y un atentado contra la dignidad de las personas”.

En este sentido, la presidenta de la FELGTB, Uge Sangil, ha afirmado que “no vamos a quedarnos de brazos cruzados ante el incremento de los discursos de odio en los órganos de decisión de nuestro país”. Por este motivo, ha hecho un llamamiento a todas las entidades defensoras de los derechos humanos para que secunden las movilizaciones convocadas por los colectivos feministas los próximos días en diferentes puntos del país  ya que “necesitamos hacer frente de manera unitaria e inequívoca al surgimiento a quien amenaza con arrebatarnos nuestros derechos adquiridos”.

Y es que, tal y como ha manifestado Sangil, “la ultraderecha está poniendo en duda derechos básicos, como el aborto o la posibilidad de crear una familia independientemente de la orientación sexual de cada persona”. En este sentido, ha recalcado que “la dignidad de las personas y los derechos humanos son innegociables”.

Además, ha calificado de “despropósito” la propuesta de Vox de derogar leyes como la de violencia de género, o la ley andaluza de igualdad LGBTI, cuando las mujeres siguen siendo víctimas de asesinatos, marginación y violaciones y las personas LGTBI siguen siendo agredidas por su orientación sexual o por su identidad de género.

“Negar la opresión en la que estamos inmersas es perpetuar una diferenciación cuya máxima expresión es la agresión física e incluso el asesinato”, ha declarado Sangil, quien ha recordado que “el machismo, el racismo y la LGTBIfobia matan, por lo que no pueden existir tibiezas por parte de los partidos políticos democráticos ante estos dramas sociales. Hay líneas rojas que están a punto de cruzarse y es preocupante”.

Por otra parte, la presidenta de la FELGTB ha defendido que “sólo a través de cambios estructurales y una educación crítica que fomente una verdadera justicia, lograremos sociedades igualitarias donde la violencia de género y los delitos de odio contra el colectivo LGTBI sean residuales, porque estos hechos no son cuestiones ideológicas, sino  una realidad constatada”.

En este sentido, ha recalcado que “educar en el rechazo a la diversidad y promover los discursos de odio es sembrar la semilla del rechazo a la diferencia y a los derechos humanos, derechos que las instituciones públicas deben garantizar día a día”.  

Así, la presidenta de la FELGTB ha reiterado la importancia de “desatascar” la ley estatal de igualdad LGTBI, que lleva más de año y medioparalizada en la Comisión de Igualdad del Congreso, para seguir avanzando hacia la igualdad real y conseguir que España siga siendo un país de referencia en la defensa de los derechos del colectivo LGTBI y frente a la violencia machista.

En este 2019, año que la FELGTB ha dedicado a las personas mayores LGBTI y la memoria histórica, Sangil ha recordado que el movimiento LGTBI siempre ha trabajado de la mano del movimiento feminista, compartiendo espacios y batallas en el activismo social, en la lucha política y en las movilizaciones callejeras.

En Aragón

Juan Diego Ramos, Presidente de SOMOS, ha declarado que “en 2018 nuestra Comunidad Autónoma ha visto aprobadas, por unanimidad de los grupos parlamentarios presentes actualmente en las Cortes de Aragón, leyes tan importantes como las comúnmente conocidas como ley Trans y ley LGTBI. Pese a esto, garantizar su aplicación y su cumplimiento es ahora una de nuestras prioridades como asociación en defensa de los derechos de las personas LGTBI”.

“En un año electoral como este que acabamos de comenzar”, continúa diciendo Ramos, “en el cual desconocemos cómo se configurará el nuevo gobierno que salga de las urnas en pocos meses, SOMOS estará vigilante en que no se violen los derechos humanos”.

Mientras tanto, asegura Alejandro Sierra, Secretario de Organización de la ONG activista, “seguiremos apoyando los derechos de todas, todos y todes en las calles y en los despachos y de la mano de los movimientos feministas, como la Plataforma Feminismo Ni Un Paso Atrás, a la cual SOMOS se ha adherido ya.”