SOMOS denuncia que aún se considere enfermas a las personas trans

19 de octubre. Día Mundial de la Despatologización Trans

SOMOS denuncia que aún se considere enfermas a las personas trans

El cambio de documentación y los derechos sanitarios en España pasan por un diagnóstico que las encasilla como enfermas mentales

La Asociación SOMOS LGTB+ y la FELGTB denuncian un año más la consideración de la transexualidad como enfermedad mental. Hoy, 19 de octubre, Día de la Despatologización Trans, asociaciones de todo el mundo se unen con el objetivo de que tanto la “disforia de género” como los “trastornos de la identidad de género” salgan de los catálogos diagnósticos (DSM de la American Psychiatric Association y CIE de la Organización Mundial de la Salud), así como por la lucha por los derechos sanitarios de las personas trans.

Por ello SOMOS quiere denunciar el estigma con el que tienen que vivir mujeres y hombres transexuales, pero también niños, niñas y jóvenes trans a quienes no se quiere escuchar).

Este año, que la FELGTB dedica a una juventud sin armarios, se quiere dar voz también a la infancia y la juventud trans, a quienes se excluye del derecho al cambio de documentación, así como del acceso a los tratamientos sanitarios que puedan necesitar por su identidad de género.

Asimismo, la vulnerabilidad de las y los menores trans se agrava en cuanto se suprime la formación en diversidad sexual en las escuelas y no se implementan medidas contra el bullying por homofobia, transfobia y bifobia.

Además, tanto los derechos legales, como los sociales o sanitarios siguen ligados en España a un diagnóstico médico, pese a que el Congreso de los Diputados en 2010 aprobó un acuerdo apoyando la despatologización trans. Si la transexualidad no es una enfermedad, no puede diagnosticarse.

Nuestros y nuestras menores trans no son personas enfermas, es más, son personas que requieren de la protección del Estado, como el resto de niñas y niños del Estado. El libre desarrollo de la personalidad, recogido en nuestra Constitución, es un reiterativo olvido por parte de los diferentes Gobiernos, estatales y autonómicos, con mayor o con menor sensibilidad hacia los y las menores trans. Mientras algunas instituciones médicas, y algunas administraciones públicas, señalan con el dedo a los y las menores trans, desde SOMOS señalamos con el dedo la transfobia existente. Transfobia que mata, que hiere, que invisibiliza. Transfobia que excluye y que empobrece”, ha declarado Loren González, Presidente de SOMOS. 

Más información en la página oficial de la red internacional STOP TRANSPATHOLOGITATION2012

Anuncios